MI CRITICA SOBRE “ROCK OF AGES”

Sherrie con maleta en mano, sueña en convertirse en una prestigiada cantante de Hollywood, sin saber que en el camino vivirá  un amor roquero. Esta es la trama de ‘La era del Rock’ la nueva película de Adam Shankman que llega este fin de semana a todos los complejos cinematográficos del país.

Ambientada en Los Ángeles de 1987, la adapatación realizada por New Line Cinema nos lleva a revivir un romance  a  través de los éxitos de Def Leppard, Joan Jett, Journey, Foreigner, Bon Jovi, Night Ranger, REO Speedwagon, Pat Benatar, Twisted Sister, Poison, Whitesnake, y otros más.

 Para lograr un musical lleno de sorpresas y adrenalina el director invita a participar en el guión a  Justin Theroux, Chris D’Arienzo y Allan Loeb quienes se basaron en el obra  de D´Arienzo que lleva el mismo nombre.

La película es producida por Matt Weaver, Scott Prisand, Carl Levin, Tobey Maguire y Jennifer Gibgot, junto a Garrett Grant, Adam Shankman, Janet Billig Rich, Hillary Weaver, Toby Emmerich, Michael Disco y Samuel J. Brown como productores ejecutivos.

Dentro del equipo creativo de “La era del Rock” está el realizador Bojan Bazelli, el director de arte Jon Hutman , la diseñadora de vestuario nominada al Oscar Rita Ryack y el editor Emma E. Hickox.

 “Rock of Ages (La era del rock)” parece que ha dejado el homenaje ochentero con la intersección del glam rock con la cultura de la MTV que proponía el musical de Broadway, y se ha centrado en lado ‘amable’ y algodón de feria de ‘American Idol’ y “High School Musical”. Adam Shankman es coreógrafo y bailarín, aparte de director y ha dirigido tanto episodios de “Glee” como la exitosa versión del musical de Broadway de “Hairspray” y un tufillo a filmografía Disney descubren su lado petardo-pop. No sé si era el indicado para llevar una burla, que busca la complicidad del público antes de que un buen puñado de heavys radicales prendan fuego con sus meados a las salas donde se proyecte —sobre todo después de ver sus resultados finales—. Para los más puristas será todo un insulto, pero Shankman ha querido echar el mismo dulce dosificado y la misma marca de laca musical a la cara de los espectadores que en su adaptación del universo que engendró John Waters. Y es que “Rock of Ages (La era del rock)” le falta maldad y prácticamente le sobra todo lo demás. ¿Y por qué el director de la originaria “Hairspray” (John Waters) no ha sido el elegido para trasladar a la gran pantalla un guión en el que cada diez líneas aparece la palabra ‘filth’ (indecencia, porquería), afín a su filmografía? ¿Quién mejor podría dar un sentido sucio a algo que lo pide a gritos (de heavy metal)?

Esta entrada fue publicada en Berrinches. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a MI CRITICA SOBRE “ROCK OF AGES”

  1. ludoms dijo:

    Me encantó Rock of Ages, me pareció muy divertida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s